“La vida a bordo” por Giovanni Venegoni (The Global Initiative against Transnational Organized Crime)

DFM17-9

Durante el transcurso de la Edad Moderna, los filibusteros y los piratas del Caribe fueron una de las amenazas más alarmantes a las que se enfrentaron los intercambios comerciales entre América y Europa. Lanzándose al ataque a bordo de sus pequeños barcos, durante las fases más productivas de su actividad (en especial entre finales del siglo XVII y comienzos del XVIII) fueron capaces de afectar a casi una cuarta parte del tráfico de mercancías por los océanos Atlántico e Índico; y a pesar de que nunca fueron muchos, aterrorizaron a los comerciantes y administradores de dos continentes. Para lograrlo tuvieron que ser mucho más que la simple chusma alcoholizada e indisciplinada que a veces imaginamos. Nada más lejos de la realidad, como veremos al estudiar la forma en que se organizaron. En la imagen, la balandra Royal James, de Stede Bonnet, el “caballero pirata”, por Felipe Rodna.

A la venta el 17 de julio de 2015
www.despertaferro-ediciones.com